POLICIALVisto 2490 veces — 19 diciembre 2020

Preocupante llega a ser la irresponsabilidad de un sector de la comunidad calameña que insiste en asistir a fiestas o locales de venta clandestina de alcoholes colocando en grave riesgo a la salud pública al no mantener ninguna medida sanitaria para evitar el Coronavirus, así lo dio a conocer el comandante Juan Carlos Pérez Suzuki, prefecto de servicio El Loa al referirse a una nueva fiesta sorprendida por Carabineros durante la madrugada de hoy.

En la oportunidad nuevamente fue la comunidad, que preocupada ante los riesgos de un rebrote en la comuna, alertó a Carabineros sobre una reunión de personas ilegal en una parcela del sector Licanantay.

Es así que ante las denuncias de los vecinos Carabineros de la 1ª Comisaría de Calama concurre al lugar sorprendiendo a 91 personas, 90 adultos y un menor de 16 años, que se encontraban al interior de un inmueble donde se estaba realizando una fiesta y venta clandestina de alcoholes.

En el acto, Carabineros detiene a 28 chilenos y 62 extranjeros, además se da cuenta por la menor de edad al Juzgado de Familia por vulneración de derechos y se entrega a sus padres que se encontraban en el mismo lugar.
De los detenidos, 6 mantienen antecedentes por diversos delitos.

Esta situación es informada a la autoridades sanitaria y al fiscal de turno quien dispone que el regente pase a control de detención.

Compartir

About Author

iphonerodrigo