TURISMOVisto 1753 veces — 24 septiembre 2017

Ciudad moderna y, al mismo tiempo, joya cultural y arquitectónica, cuyo centro histórico, fue declarado Patrimonio Cultural de la Humanidad por la UNESCO, en el año 2000, ofrece casonas, monasterios y museos encantadores, así como en sus fogones una de las mejores ofertas gastronómicas de Latinoamérica.

Arequipa es un destino gastronómico por excelencia. Es a partir de las grandes picanteras, los dulces de los conventos y las costumbres caseras que la cocina arequipeña construyó su gran recetario, que hoy gana fama mundial. Y es que ninguna cocina regional en el Perú contiene tanta identidad y tradición como la que se marinó por siglos en la ciudad blanca del sillar.

Arequipa es casera, mestiza y picante en el paladar. Tres características que se conjugaron en el fogón de las picanterías, rincones humildes y populares donde la tradición se mantuvo y que hoy se celebra. La Lucila, La Nueva Palomino, Sol de Mayo, La Benita y La Cau Cau son solo algunos de esos templos culinarios de visita obligada para el turista.

Entre sus imperdibles platillos se destacan el rocoto relleno (rocoto desvenado, relleno de carne picada, especias, queso, huevo y leche), seguido de chupe de camarones (sopa de camarones con leche) y adobo arequipeño (carne de cerdo guisado en chicha de jora, con especias, acompañado con pan de 3 puntas) y concluir con el queso helado (helado de leche, canela, coco y especias).

Un plato para cada día de la semana. El adobo de cerdo, infaltable en el desayuno dominical, como también los caldos o chupes establecidos religiosamente para cada día de la semana: los lunes es el chaque, los martes el chairo, los miércoles la chochoca, los jueves el chuño, los viernes el chupe (generalmente de camarones, protagonistas de la culinaria mistiana), los sábados la timpusca y los domingos el caldo blanco de lomos.

Pisco, café y chocolate

Arequipa es una región pisquera y en sus valles se da vida a excelentes piscos. En la ciudad hay restaurantes que rinde culto al pisco como la Casona del Pisco y el Museo del Pisco. Ambas excelentes experiencias.

Para los amantes del café y chocolate Arequipa cuenta con excelentes productos y lugares donde se imparten clases como Chaqchao, que además ofrece cervezas artesanales de la zona. Una cafería recomendable para el desayuno o la tarde es Huayruro, que se ubica muy cerca a la plaza de armas de la ciudad.

Un Festival de Sabores

Si se encuentra en la ciudad entre el 11 y 15 de octubre puede probar todas las maravillas gastronómicas arequipeñas en un solo lugar, Festisabores, con sede en el Palacio Metropolitano Mario Vargas Llosa.

Este año la tradicional feria gastronómica arequipeña, Festisabores, espera recibir a más de 70 mil visitantes durante los 5 días del evento desde las 11 de la mañana y hasta las 23 horas.

Entre sus espacios destacados se encuentra la Bioferia. Aquí se ofertarán productos regionales súper saludables libres de pesticidas y fertilizantes artificiales.

Compartir

About Author

iphonerodrigo