EMPRESASVisto 2121 veces — 26 enero 2018

La actualización y mejoramiento del plan es un proyecto escogido por los propios vecinos de la localidad, en el marco del Programa Diálogos para el Desarrollo que impulsa Antofagasta Minerals, a través de Antucoya, en conjunto con el municipio y Komatsu Cummins.

Durante la tarde del 14 de noviembre de 2007, María Elena fue sacudida por un terremoto de 7.7 grados Richter, con epicentro en Quillagua y Tocopilla, por casi cuatro minutos, tiempo suficiente para dejar casas destrozadas, más de mil damnificados, un centenar de heridos y dos fallecidos producto de los derrumbes.

Uno de los problemas que suscitó esta catástrofe natural en María Elena fue la falta de comunicación entre los diferentes actores sociales. Así explica la asesora de prevención de riesgos del municipio, Katherine Pizarro, quien argumenta que el Plan de Emergencia de la localidad salitrera no resultó como se esperaba en el momento de la crisis.

“Fue una situación compleja donde había que estar mejor preparados para enfrentarla, pero esto va a cambiar”, sostiene Pizarro. En efecto, tanto vecinos como Bomberos, Carabineros, el Consultorio y la propia municipalidad comenzaron con una restructuración de su plan comunal de respuesta ante emergencias, con el fin de fortalecerlo y generar un protocolo con el apoyo de todas las instituciones públicas, privadas y sociales, y así actuar de forma colectiva ante situaciones de gravedad, como accidentes, incendios o catástrofes naturales.

Esta actualización del plan forma parte del proyecto “Plan de respuesta coordinado ante emergencias”, una de las tres iniciativas priorizadas por los eleninos en las asambleas efectuadas en el marco del programa Diálogos para el Desarrollo.

Este programa es impulsado Antofagasta Minerals, a través de Minera Antucoya en María Elena, en asociación con la Ilustre Municipalidad y Komatsu Cummins, con el objetivo de generar proyectos que mejoren la calidad de vida de las personas y que plasmen una visión común de desarrollo.

Planificación

Además de la capacitación a los diferentes actores sociales sobre los riesgos y peligros que enfrenta María Elena, el proyecto contempla una actualización del actual plan comunal -liderado por el Comité de Operaciones de Emergencia (COE) municipal-.

Esto se enfoca en mejorar y articular con la comunidad las respuestas ante este tipo de eventos, incluyendo dentro de la comunidad a Minera Antucoya, quien participará del plan como si fuera un vecino más.

Para lo anterior, se realizará un diagnóstico que aborde aspectos tanto sociales como mediaombientales presentes en el territorio. Cabe destacar que el proyecto se desarrolla siguiendo el estándar de emergencias APELL, definido por las Naciones Unidas.

El jefe de la Tenencia de María Elena, suboficial mayor Rafael Urra, expresó que la capacitación hacia Carabineros es muy importante porque se evidencia la necesidad de estar comunicados y saber qué hacer cuando ocurra un accidente o catástrofe natural.

“Tenemos muchos factores de riesgo en la comuna, como las distancias de recorrido del territorio, el transporte de sustancias peligrosas, el transporte de una gran cantidad de personas todos los días, incendios, aluviones y, por supuesto, nadie está a salvo de un posible terremoto. Por lo tanto, es clave tener una coordinación colectiva, un plan integral que involucre a todos. Esta actualización del plan de emergencias es un beneficio para la comuna”, explicó el suboficial Urra.

El proyecto contempla la creación del Comité Comunal de Protección Civil, entidad que va a organizar y velar por el cumplimiento del plan en caso de una emergencia. El gerente de Asuntos Públicos Norte de Antofagasta Minerals, Aníbal Chamorro, explicó que esta iniciativa elegida por los vecinos es un gran avance en la implementación de nuestra nueva forma de relacionarnos con las comunidades, en base al diálogo, la colaboración, la participación y la trasparencia.

“Desde que comenzamos con los Diálogos para el Desarrollo en esta comuna, nos dimos cuenta que existe un capital social enorme, porque son los propios vecinos quienes generan estas ideas y son parte activa de su ejecución. En este caso el fortalecimiento del plan es vital para eliminar las brechas que existieron en situaciones pasadas. Es una oportunidad de actuar colectiva y colaborativamente entre los vecinos y los organismos competentes como Carabineros, bomberos, salud, y las empresas que están en el territorio, como Antucoya, generando redes y creando capital social”.

Compartir

About Author

iphonerodrigo