EMPRESASVisto 657 veces — 10 enero 2018

La habilitación de una “sala de cuenta cuentos” en la Escuela de Lenguaje San Antonio en Antofagasta se concretó en el marco de la tercera versión del programa de Fondos Concursables “Manos a la Obra” de Finning.

El proyecto, que beneficiará a más de 120 niños y niñas de entre 3 y 5 años que presentan Trastornos Especifico del Lenguaje (TEL) -los que además, en su mayoría provienen de familias vulnerables o son hijos de inmigrantes-, fue una de las iniciativas ganadoras de uno de los Fondos Concursables del programa de RSE de Finning Sudamérica y fue presentada por Adolfo Quintana, RSP de Product Support Minería de la compañía.

La directora de la Escuela San Antonio, María Isabel Muñoz, junto con agradecer el aporte señaló: “Con esta experiencia práctica de Cuenta Cuentos los alumnos se sumergen en un proceso de creación colectiva, van aprendiendo y haciendo suyos algunos conceptos, conocimientos y habilidades lingüísticas fundamentales para su formación”.

Por su parte, los voluntarios que trabajaron en el proyecto se sintieron tan motivados que luego que la sala entró en funcionamiento muchos de ellos se inscribieron para participar en las jornadas de Cuenta Cuentos, lo que permitirá que los voluntarios de Finning continúen aportando al establecimiento educacional.

Compartir

About Author

iphonerodrigo